Seleccionar página

¿Eres de los que te gusta la filosofía “Hazlo tú mismo”? Si te gusta dar mantenimiento, cuidado y reparaciones puntuales a los objetos de tu hogar, estás en el lugar correcto. ¿Qué sucede cuando los muebles de tu casa empiezan a dañarse? Es obvio, no los quieres tirar. La mejor –y más barata- opción es tapizarlos por cuenta propia pero. ¿Estás seguro que tienes las herramientas para tapizar adecuadas?

En este post aprenderás la importancia de las herramientas para tapizar que no pueden faltar en tu hogar. Y atento: son tan fundamentales y multipropósito que te sorprenderá que tengas una gran parte. Aprende cómo es el procedimiento correcto para el uso de tus herramientas para tapizar, por qué debes hacerlo así y todo el equipo de seguridad que necesitarás. ¡Comencemos! 

12 herramientas fundamentales para tapizar 

  1. Destornilladores de pala y estriados: Suena cliché, pero algunos muebles vienen con tornillos en sus bases y si quieres tapizarlos necesitas desarmarlo por completo.
  2. Pie de cabra: Así sea pequeño, para usarlo de palanca para aquellas grapas cansinas.
  3. Alicates de punta plana: Útiles para sacar esas grapas y tachuelas rebeldes.
  4. Llaves tipo Allen y estrella: Algunos diseñadores creen que es genial poner tornillos especiales en sus creaciones es una herramienta para tapizar muy rara, pero es mejor tenerla y no necesitarla, a necesitarla y no tenerla. ¿Cierto? 
  5. Navaja: Útil para cortar la tela desde la base, donde las tijeras no llegan. 
  6. Tijeras de costura: Capaces de cortar cualquier textil incluyendo piel. 
  7. Grapadora profesional: Herramienta para tapizar por excelencia, disponible en cualquier ferretería. ¡No olvides las grapas!
  8. Martillo: Lo ideal es no necesitarlo pero si quieres colocar tachuelas en lugar de grapas te será muy útil, y si quieres darle unos golpecitos finales a esas grapas rebeldes que quedaron a mitad de camino, también.
  9. Alfileres: Estas pequeñas herramientas para tapizar son la mar de útil cuando de sacar patrones se refiere.
  10. Pistola de cola termofusible: También se le llama pistola de silicón, no es una herramienta para tapizar imprescindible, pero si trabajas con muebles de madera o quieres tapar las grapas de tu tapizado (puedes saber más al respecto aquí) entonces resulta algo opcional que te ayudará muchísimo.
  11. Máquina de coser: Asegúrate de tener agujas gruesas para tapicería, las venden en las mercerías.
  12. Cinta métrica y marcador: A menos que domines el arte del “ojo por ciento” esta es una de las herramientas para tapizar más importantes.

Si te fijas estas herramientas para tapizar son de uso múltiple, o como prefieras decirle, las herramientas que encuentras en tu hogar pueden usarse para tapizar muebles. También puedes incluir un taladro multipropósito, en caso que te guste más para sacar tornillos y esas cosas, muy a tu gusto. 

La máquina de coser es algo opcional también, a menos que quieras coser a mano, en ese caso añade un kit de costura a la lista, y no cualquiera, debe ser de tapicería. Por el asunto de los textiles y el grosor. 

Procedimientos correctos para usar las herramientas para tapizar 

Ahora que sabes que las herramientas para tapizar son de uso diario y viceversa, es momento que sepas cómo usarlos de manera adecuada, y seguro dirás “venga, pesao que sé cómo se usan”  pero no por ello son más seguras y cada que coges una estás expuesto a estos daños: 

  • Microtraumatismos repetidos: Cuando tu cuerpo recibe un impacto una y otra vez, un buen ejemplo es usando el martillo, eso daña la articulación poco a poco.
  • Cortes o golpes sobre ti mismo o sobre otros: También cuentan los pinchazos y pellizcos con los alicates e incluso te claves una grapa o caiga una herramienta sobre tu pie. Suena pasado de pinza, que sólo pasa en los cómics de Mortadelo y Filemón pero es una realidad.
  • Quemaduras: Las pistolas de silicona alcanzan los 120°C ¿Y si cae silicón líquido en tu brazo/mano? peor (un consejo, si llega a pasarte eso no intentes apartarlo con los dedos. Es una reacción natural pero te quemarás por partida doble a no ser que tengas guantes).

Ahora que sabes los riesgos y que no es una chorrada. Aprenderás cómo usar tus herramientas para tapizar de forma adecuada: 

  1. Elige siempre la herramienta adecuada para cada tarea: El martillo para golpear, el alicate para apretar. Los destornilladores para sacar y poner tornillos además antes que digas “venga, pero que puedo usar destornilladores para sacar las grapas como palanca” no está diseñado para tal fin. Puede resbalar y golpearte. Cambiar el propósito de una herramienta es dañarla y exponerte a un accidente. 
  2. El tamaño importa: No vas a usar un martillo de tirar la casa abajo o un juego de destornilladores de relojería. Emplea siempre el tamaño adecuado para cada tarea 
  3. Herramientas al día: Siempre revisa tus herramientas, el filo del cuchillo y la tijera, la lubricación de los alicates, el estado mecánico de la máquina de coser. Dales atención una vez cada cierto tiempo y ajustarlas de manera adecuada además cuando ya estén muy viejas y desgastadas sustituirlas.

Equipo de protecciones necesarias para poder usar herramientas de tapizar

La seguridad lo es todo, así evitarás accidentes, así que cualquier protección es válida y la precaución más mínima no es algo que desestimar:

  • Lentes de seguridad: puede volar una grapa rebelde directo a tu ojo, así que es mejor prevenir que lamentar.  
  • Cubrebocas: Cuando desarmas un mueble, por lo general tienen humedad, ácaros y alérgenos, cubrirte es la mejor forma de prevenir alergias. 
  • Guantes de algodón moteado: Sirven para que no te astilles o rasguñes con alguna grapa o tornillo, e incluso alguna pieza con filo dentro del mueble. También previene de cortes cuando manipulas la navaja.

Como medida adicional, siempre procura tener un envase plástico con un trocito de imán para retener los tornillos que vas sacando de los muebles que vas a tapizar. También un espacio limpio, bien iluminado y ventilado además asegúrate de que la toma eléctrica esté cerca, para que los cordones de las herramientas no estén tensos además te hagan tropezar y caer.

Ahora que lo sabes, procura mantener estas normas de seguridad y mantenimiento de tus herramientas para tapizar, y esto aplica para cualquier área: bricolaje, mecánica, electricidad, tú decides el área y aplícalo. Seguro te funcionará.